Noticias Económicas Marbella
Una fuente indispensable de información a su servicio

Michel propone recortar el presupuesto de la UE y elevar el control del Fondo de Recuperación



El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, ha propuesto este viernes recortar ligeramente el Presupuesto de la Unión Europea para el periodo 2021-2027, hasta los 1,074 billones de euros (desde 1,1 billones inicialmente propuestas) así como elevar el control del Fondo de Recuperación, cuyo tamaño mantiene, para lograr el apoyo de los países austeros con el objetivo de que las negociaciones lleguen más o menos encarriladas a la cumbre presencial del 17 de julio.
Aunque la reducción del tamaño del presupuesto plurianual, y por tanto de las aportaciones requeridas a los socios comunitarios, es relativamente simbólica, pues supone una rebaja del 2,36% frente al monto anteriormente planteado, la principal baza de Michel para tratar de convencer a los estados más descreidos con el plan de respuesta al Covid-19 es la mayor fiscalización del uso de las ayudas del fondo de recuperación europeo.
El plan europeo, que sigue contemplando la inyección de 750.000 millones en ayudas directas, y de 250.000 más en créditos, para apoyar la reactivación económica y la reconstruccion de los países más afectados por la pandemia, ya condicionaba el acceso a los fondos a que los socios diesen su visto bueno al plan de reformas e inversiones que presente cada país para acceder al dinero.
La novedad en esta ocasión es que Michel ha propuesto ahroa que los planes de acceso al fondo de recuperación deban ser aprobados por una mayoría cualificada en el seno del Consejo Europeo, desplazando el peso decisorio que antes tenía la Comisión, y dando en cierta forma más poder a los países austeros para controlar la concesión de financiación quien la reclame.
La idea es que el 70% de los fondos sean repartidos entre 2020 y 2021 en función de los planes de reforma en inversión presentados, mientras que el 30% restante sería distribuido antes de 2026 en función del impacto sobre el PIB que deje el Covid en cada uno de los países.
Una propuesta para desencallar la negociación
Esta propuesta podría facilitar que los Estados miembros lleguen a un consenso. En principio, Bruselas cifró el tamaño del fondo de recuperación y el del presupuesto de la UE para los próximos siete años en 1,85 billones de euros en total.
Por ahora, sigue habiendo una fuerte división. A un lado están los países más austeros, conocidos como los cuatro frugales (Países Bajos, Austria, Dinamarca y Suecia), y al otro un bloque en el que a grandes rasgos coinciden, que son España, Italia , Portugal, Francia y Alemania. Estos últimos, apoyan el plan presentado por la Comisión Europea, que movilizaría 750.000 millones con un máximo de transferencias (500.000 millones) y un tercio de créditos a devolver (250.000 millones), pero la decisión de poner en marcha el fondo tendrá que ser respaldada por todos los socios, sin votaciones ni mayorías.
Otros aspectos que no convencen a los frugales son el equilibrio entre transferencias y préstamos, la clave de reparto de los fondos, el mantenimiento de las revisiones a la baja de la contribución de los países más ricos a las cuentas comunitarias, y la condicionalidad aparejada al acceso al dinero.
Publicado el: 10/07/2020