Noticias Económicas Marbella
Una fuente indispensable de información a su servicio

El Santander ampliará capital para comprar el Popular con acciones a 4,85 euros, un 18% de descuento



El Santander ha anunciado que ampliará su capital en 7.072 millones para adquirir el Popular con nuevas acciones a 4,85 euros, más el coste del derecho de suscripción preferente. Por cada 10 acciones se otorgará un derecho de compra de un título nuevo, por lo que el banco calcula que, con el cierre de la cotización de ayer lunes (6 euros), se aplicará un descuento del 17,75%. No obstante, los derechos cotizan, por lo que esta relación cambia constantemente. Por otro lado, el Santander anunció que espera un beneficio neto aproximado de 3.600 millones hasta junio, un 24% más, gracias a la mejoría de los tipos de cambio de las divisas.
Anoche hizo públicas las condiciones de la operación, y el 6 de julio comenzará el periodo de suscripción, hasta el 20 de ese mes. El 27 se cerrará la ampliación y el 28 se presentarán los resultados del banco hasta junio, aunque la entidad los adelantó anoche. El 31 de julio comenzarán a cotizar las nuevas acciones y el 4 de agosto se entregará el primer dividendo con cargo a 2017.
La emisión de las nuevas acciones se llevará a cabo por su valor nominal de 0,50 euros más una prima de emisión de 4,35 euros, lo que otorga un valor de 4,85 euros a cada título. Cada acción en circulación tendrá derechos de suscripción preferente, aunque se exigen 10 títulos para suscribir una acción nueva.
Con el precio de cierre de ayer, a 6,002 euros, el accionista tendría 11 acciones por 64,87 euros, lo que supone un valor por acción de 5,8973 euros. La diferencia entre 6,002 y 5,8973 es el valor del derecho “a día de hoy, situado en 0,105 euros por acción”, recuerda el banco. El descuento se calcula por la diferencia entre 4,85 euros y 5,8973, que da un 17,75%. No obstante, el precio de los derechos también cotiza en Bolsa, lo que hace que este cálculo varíe constantemente en función de las expectativas de éxito que los inversores otorguen a la compra del Popular y al rendimiento que se obtenga.
El Santander afirma en la nota que los accionistas con derechos podrán pedir “un número adicional de acciones al que les correspondería para el supuesto de que al término del periodo de suscripción preferente no se hubiera cubierto íntegramente la ampliación” y siempre que hayan solicitado el máximo número posible de acciones a las que tenían derecho.
La entidad presidida por Ana Botín aclara que si la demanda no fuera suficiente entre accionistas, los títulos “remanentes podrán asignarse discrecionalmente entre inversores”. No obstante, añade que la colocación está asegurada, por lo que el aumento de capital está garantizado. El Santander, en la noche del 6 al 7 de junio se comprometió con las autoridades europeas a adquirir el Popular por un euro y con 2.000 millones de capital adicional que perdieron los titulares de los bonos, sin posibilidad de echarse atrás.
Además de anunciar el precio de la ampliación, las autoridades bursátiles internacionales han pedido al Santander que adelante sus resultados hasta junio. Como advierte en la nota, “con carácter preliminar, a falta de ajustes, presentan unas estimaciones de beneficio neto atribuido de 3.600 millones”, un 24% más que el primer semestre de 2016. “Este incremento se reduce al 14% aislando el impacto no recurrente y negativo de 248 millones registrado” en junio de 2016.
Sin contar con el efecto de las divisas, que han impulsado los resultados, el beneficio hubiera crecido en un 7% por el impulso del margen de intereses y las comisiones, “que se estima han crecido un 6% y algo más del 11% respectivamente”, afirma la entidad. En el lado contrario, los costes han crecido un 4%, “por debajo de la inflación media de los principales mercados donde opera el grupo, reflejando las sinergias derivadas de las integraciones realizadas”. El resultado también sube porque bajan las provisiones en un 6%, con caídas en todos los países menos México y Argentina.
Sube un 1% el crédito
En cuanto al crédito, el Santander ha tenido “un ligero crecimiento del 1%” en el primer semestre, mientras que los depósitos suben un 3,5%, “con incrementos en todos los mercados principales del grupo”.
La morosidad registra una bajada hasta el 3,6%, desde el 4,3% que marcó en junio de 2016. Hace tres meses, en marzo pasado, la morosidad del grupo estaba en el 3,74%. La cobertura de los activos problemáticos es del 73%, frente al 72,5% del mismo periodo del año anterior.
Uno de los ratios más importantes, el capital, marca el nivel del 12,2% en el caso del denominado en la jerga financiera CET 1, que es de alta calidad. Sin embargo, el más importante y el más exigente, el fully loaded, está en el 10,7%. Como precisa la entidad, esta estimación de capital asume la suscripción completa de la ampliación de capital por el importe anunciado de 7.072 millones. El gran reto del periodo de Ana Botín al frente del Santander, la compra del Popular, ya ha comenzado.