Noticias Económicas Marbella
Una fuente indispensable de información a su servicio

Amazon lanza en España Amazon Pay, su sistema de intermediación de pagos



El gigante del comercio electrónico Amazon comenzó vendiendo libros y productos de electrónica en España. Ahora comercializa todo tipo de artículos (desde alimentación a ropa). Y desde hoy, ofrece en España Amazon Pay. Se trata de un servicio de intermediación de pagos que permite a sus clientes pagar a través de su registro en Amazon en otras páginas web para comprar productos y servicios ajenos a la plataforma. No sustituye a los bancos (el registro en Amazon usa una cuenta bancaria o tarjeta de crédito para pagar) pero sí se ofrece para hacer de puente para aquellos que prefieren que sus datos bancarios solo estén en poder de Amazon.
El objetivo del gigante estadounidense es que incluso aquello que no se compra en su web o a las compañías que trabajan con ellos también pasen por sus manos, al menos en forma de transacción económica. La compañía asegura que se trata de trasladar "la sencillez y familiaridad de la experiencia de compra en Amazon" al pago de artículos incluso de la competencia, desde tiendas de ropa, viajes, productos digitales, seguros y entradas para espectáculos hasta ONG y entidades sin ánimo de lucro, entre muchas otras.
Amazon Pay llega ahora a España pero ya funciona en otros mercados como EE UU o Alemania. La empresa señala que más de 33 millones de clientes en todo el mundo han utilizado ya esta forma de pago. La idea es que cuando un cliente se dispone por ejemplo a comprar un billete de avión, si la compañía ha implementado Amazon Pay, puede seleccionar para pagar introducir sus datos bancarios o pagar a través de Amazon Pay. Si selecciona esta última opción, con sus datos de cliente en Amazon el billete se facturará a través de su cuenta y con los datos de facturación que tenga registrados en Amazon. Si se trata de un objeto, se utilizarán automáticamente los datos de pago y también la dirección de envío asociados a la cuenta Amazon de ese cliente para completar la transacción.
"Amazon Pay ayuda a reducir el tiempo que los clientes tardan en formalizar sus pedidos, sin tener que recordar numerosas contraseñas o perder tiempo introduciendo sus datos de pago cuando compran por Internet", justifica la compañía. Asegura que, además, ofrecen seguridad y confianza para las compras en aquellas páginas donde el cliente no está seguro de si es adecuado ofrecer sus datos bancarios.
En 2016 el número de transacciones realizadas a través de Amazon Pay prácticamente se duplicó respecto al año anterior. Para el lanzamiento en España ya tienen algunos acuerdos cerrados. Por ejemplo, con la aerolínea Vueling.
La compañía señala que actualmente, clientes de más de 170 países utilizan Amazon Pay para comprar por Internet. Añade que Amazon Pay está pensado para que los vendedores y dueños de comercios online puedan establecer una relación sencilla y segura pero que Amazon no recibe ningún tipo de información ni ningún dato por parte de los vendedores sobre la actividad de sus clientes en páginas web externas.